Logo Creadores Universitarios
Cultura

Anecdotario: Vlad III “El Empalador”

Para escribir la que sería la novela de vampiros más famosa de la historia, Bram Stoker se basó en las leyendas de Transilvania sobre estos seres fantásticos; sobre todo, en la del príncipe Vlad III, al que se le apodaba “el empalador”, por la manera en que asesinaba a sus enemigos. A este personaje se le conoció como “Draculea”, de donde Stoker se basó para nombrar al personaje de su novela: Drácula.